Para comercios y viviendas es mayor la demanda de seguridad privada

Para comercios y viviendas es mayor la demanda de seguridad privada

 

La demanda mayor en el presente período estival comenzó a crecer en los últimos dos meses. Así lo confirman en las agencias que operan en la provincia. El incremento se observa aunque hay mayor presencia policial en las calles.

En los últimos dos meses aumentó la demanda de seguridad privada en comercios y también en viviendas particulares en toda la provincia de Entre Ríos.

Tiene que ver con las vacaciones donde quedan viviendas solas durante un período largo de tiempo y también en comercios. Esto se repite en la mayoría de las localidades de la provincia, sobre todo en las más grandes, según un relevamiento realizado por El Once Digital.

Captura de pantalla 2014-01-27 a la(s) 15.27.35

El movimiento que provocaron las ventas de fin de año incluso hasta Reyes, hace que comerciantes requieran del servicio a veces por una o dos semanas.

También se dio que en diciembre se producen las licitaciones de seguridad para grandes establecimientos porque los contratos por lo general son a un año. Ese movimiento de recambios llevó a un aumento de la demanda esperada.

En Entre Ríos hay unas 35 agencias de seguridad habilitadas. Eso les permite operar en cualquier localidad según normas establecidas en la provincia.

Lo particular del período es que se sumó la situación social que se vivió en el último tramo de 2013. En una empresa con años de desarrollo en la provincia, señalaron que “con lo de diciembre se generó una demanda bastante importante.”.

 

Lo que cuesta el servicio

 

Los precios del servicio varían de una empresa a la otra de manera considerable. Aseguran que tiene que ver con las condiciones laborales de los empleados y con las características con las que operan las empresas; hay algunas que ni siquiera tienen oficinas más allá de una casa particular. A mayor cantidad de horas y de meses de custodia se reducen los costos, pero un vigilador por 24 horas durante 30 días puede llegar a costar 38.000 pesos. Por ocho horas y por dos o tres días el servicio tiene un precio de entre 4.000 y 5.000 pesos. También hay más baratos, pero los riesgos son mayores en cuanto a las condiciones en que se realizan los contratos y seguros.

 

Marcar presencia

 

 

Una de las claves del trabajo de vigilador en una empresa o vivienda particular es marcar presencia

Cumplen la función de la prevención y en eso basa el servicio que prestan. “Funciona porque normalmente alguien que va a cometer un delito al ver la presencia de un vigilador hace como que ve un policía, no distingue y decide no hacerlo”, señalaron en una empresa de seguridad.

La seguridad que se garantiza es en el predio en el que se contrata y nunca en la vía pública; eso es exclusivo de la Policía.

Ante un delito in fraganti el guardia está en condiciones de establecer la detención y llamar a la Policía para que actúe.

 

Sin portación de armas de fuego

 

Cada provincia del país tiene una normativa particular para la habilitación de una empresa de seguridad privada. Entre otros aspectos, en Entre Ríos los guardias no pueden llevar nada más allá de la vestimenta particular. Además solo pueden portar armas cuando se solicita de esa forma, pero la habilitación tiene determinadas características.

Para que un guardia privado pueda portar un arma, las empresas tienen que estar habilitadas por el Registro Nacional de Armas (Renar) como Legítimo Usuario Colectivo. De esta forma es la empresa la responsable y el vigilador no la porta como propia. Incluso una vez concluidas las horas de trabajo la debe devolver a la empresa. Cada persona además tiene que contar con una autorización que también la otorga el Renar previo a rendir condiciones, certificado de salud y conducta.

Las empresas deben tener ART, seguros de vida e incluso hay algunas que cuentan con seguros contra terceros. Esto es por si un guardia comete un error y lastima a una persona equivocada; así están cubiertas, pero no todas cuentan con ella.

En el caso de estas últimas ese riesgo significa que si se contrata un guardia que no cuenta con las condiciones antes señaladas, no solo le corresponden las responsabilidades a la empresa de seguridad, sino que también a aquella firma que solicitó el servicio.

 

Fuente: EL ARGENTINO/AGENCIA

 

Lo viste en www.seguridadprivada.com

No Comments Yet.

leave a comment

  • Facebook